El corto “El Periodista  & El Camarero” ha puesto en imágenes –con una excelente factura- un día en la vida de un joven que se siente y es periodista pero que trabaja como camarero. Lo interesante son las reflexiones que se van escuchando sobre la profesión de periodista hoy en España.  Reflexiones como “el periodismo es una especie de estafa piramidal, en la que los que aguantan se alimentan de las nuevas vocaciones. Les entregan las migajas del negocio, que además está en continua crisis”.
El corto ha gustado, mucho. A mí también. Lleva 28.000 reproducciones desde que el propio director+productor+montador lo  colgó el pasado día 22 de diciembre en Youtube.

[vc_row][vc_column][dt_fancy_image type=»video» media=»http://www.youtube.com/watch?v=-HJ7UWkrDTM» style=»1″ width=»850″ padding=»0″ margin_top=»20″ margin_bottom=»20″ margin_left=»0″ margin_right=»0″ align=»center» animation=»none»][/vc_column][/vc_row]

Quizás muchos colegas profesionales verán con escepticismo este vídeo, como nada nuevo bajo el sol. Pero no por sabido, hay que dejar de olvidar la situación que viven las personas que quieren dedicarse al periodismo o que están empezando. Sobre todo porque esta situación se ha extendido como una mancha de aceite y ya no la viven solo los que comienzan sino los que están, ya no solo los jóvenes, también los mayores. Ahora, cuando vemos a nuestro alrededor el cierre de tantos medios, los periodistas que se quedan sin trabajo seguirán siendo periodistas, pero me pregunto de ¿qué trabajarán? Quizás harán suya una frase del protagonista: “Cada día me digo que soy periodista, me lo digo con insistencia, me lo recuerdo. A menudo pienso en una palabra que me conozco bien, soy periodista”.  Animo a ver el corto.

Laura Mayoral